No creo en las palabras

Author: Javier F. Noya /

No creo en las palabras.

Se disfrazan,

caminan flanqueadas

por falanges de interjecciones,

se detienen en todos los atrios

y reverencian cualquier mayúscula.

Abrazan con la ironía

y ahuman con metáforas previstas,

abandonándonos en las puertas

de los laberintos de la redundancia.

Enceguecen con los reflejos

de imponentes tipografías

y participan de la cofradía

que propaga el falso paraíso

que se compra en cualquier acento.

Desfilan con fervor castrense

blandiendo adjetivos que ocultan

la desnudez de los nombres,

justificando la imposición

de los enfermos eufemismos.

Pero no me preocupo tanto.

Toda revolución cabe

en un punto aparte.

24 comentarios:

Alma Mateos Taborda dijo...

Precioso y de una certeza increíble.Eres pura creatividad y talento. ¡Maravilloso!¡Felicitaciones!Un abrazo.

AGUSTIN dijo...

Bravo!!!
Y mientras te leía, pensaba que el único problema que yo tengo con ellas, es que se me escapan, se me esconden, se me escurren, se me desaparecen.
Esperemos el punto aparte.

Pluma Roja dijo...

Yo siempre he confiado en las palabras, pero nunca las había visto como tú. Con esa genialidad. Muy bueno tu poema.

Saludos cordiales,

nuiT.·* dijo...

Qué sería del lenguaje sin las palabras?
Imaginas?
Me gusta tu contradictorio título y la poesía
que has plasmado a partir de "las palabras" que has enhebrado en este tejido de sensaciones. :)

^^

nuiT.·* dijo...

te dejaré una poesía que me impacto la primera vez que la leí...
(Esperando que la disfrutes también)

***El Pez***

Volver a las palabras.
Creer en ellas. Poco. Sólo un poco.
Lo bastante como para salir a flote
y coger aire y así poder aguantar,
luego,en el fondo.

Volver a las palabras.
Con voluntad de sentido.
Boqueando. Pez en la orilla
común de los creyentes.

Volver.
Decir superficie.
Escribirla.

No, lector, no deslices
tan rápido tus ojos por la página
nada te obliga a terminar
de leer este texto.
Puedes dejarlo.
Muchos lo habrán hecho antes de haber llegado a estas líneas.
He dicho superficie.
Vuelve atrás.
Detente. Piénsalo.
Piénsatelo.
He escrito la palabra -palabra- y
estoy tratando de decirte algo
que no acierta a decirse.
Entonces digo impotencia.
Tú sabes lo que es la impotencia,
a buen seguro alguna vez la habrás sentido.
Ahora te pido que despojes la impotencia
de la palabra que la nombra
y te quedes sintiéndola tan solo.
¿Lo consigues?
Tal vez no sea para ti,
ahora, tiempo de impotencia.

Se deslizan tus ojos por
los caracteres impresos y sientes
cierto placer en esta redundancia
de lo escrito. Los óvalos te tientan.
Aproxímate, lector, mira por
ese pequeño orificio.
Adéntrate.
Hay abismo
-¿abismo?– hay vértigo.

Repite, entonces, conmigo -Infinito-.
Di Infinito. Repítelo.
No dejes de decirlo, hasta que pierda
sentido la palabra infinito y
te encuentres en el vértigo,
desprovisto de pértiga.

Entonces di Infinito.
Pronúncialo.
Pronúncialo de nuevo,
despacio, con voluntad de sentido.
Como al principio del mundo o del poema.
Para volver.
En superficie por un tiempo.
Para hacer el tiempo,
brevemente.

...

|||·Chantal Maillard·|||



Besos!

TORO SALVAJE dijo...

A las palabras hay que hablarles muy clarito.
Nada de traiciones o no salen a jugar.
Las mías me engañaron algunas veces pero sufrieron un castigo terrible.
Ahora se portan mejor.

Saludos.

Eurice dijo...

Genial!

El Gaucho Santillán dijo...

"La palabra". Es todo un mundo.

Puedes usarlo bien, o aprovecharte sin miramientos.

Bien escrito. Certero.

Un abrazo.

A.R.N. dijo...

guau que bonito. simplemente me encanto.
primera vez que te leo haciendo prosa poetica. te va muy bien. un beso.

Jabo dijo...

Que facilidad tienes para hacer fácil lo difícil.
Precioso el poema.
Abrazo. Jabo

Horacio dijo...

Las palabras tienen vida propia, algunas son amigas, otras ni tanto, pero todas tienen vida propia, a veces las combinamos como queremos, a veces toman su propio rumbo:

http://conletrapropia.blogspot.com/2010/05/letras-propias.html

Saludos

alejandra dijo...

Tus palabras se prescinden y se necesitan entre si. En su independencia se colman de belleza y se unen en pos de la mejor poética.
Bravisimo otra vez!

zayi dijo...

Yo tampoco creo en las palabras, ni en los falsos redimidos, ni en el perdón de las culpas, ni en las personas que dicen que están cuando no las ves...No creo en los secretos a voces, en los empalagosos, ni en los amigos de todo el mundo...Sin embargo creo en quien asume sus culpas sin lamentos y con valentía, creo en el desbaratar las cosas para empezarlo de nuevo, en los que aparecen cuando los necesitas, en los amigos agríos que te escupen verdades como balas, en los secretos resguardados...y en Dios.
Un beso.

Niño Errante dijo...

Aplauso cerrado y ovación de pie. Y un muchas gracias.
Cordialmente,
Yo.

VeroniKa dijo...

y encima, dicen que se las lleva el viento....
serán traicioneras????

besos

Anónimo dijo...

cualquier invierno seria para mi un paraíso. :)

besos

veroniKa

angels dijo...

Eres duro con ellas; no creer en ellas dices, sumisas y hermosas bailan para ti, creando preciosos escritos como los que lucen en tu perfil.

Te dejo mi palabra (hecha de letras) que volveré.
Angels

Siesta dijo...

tuve un deja vú,,,
tampoco creo en ellas,,,
y en el 2006 llevaba algo escrito,,,
prefiero,,, hacer y que me hagan,,,
historia con hechos y no con LAS palabras,,,

y me quedo con,,,
"blandiendo adjetivos que ocultan la desnudez de los nombres"
maravilloso,,,

besosos desde mi siesta

Verbo... dijo...

Has revelado lo que es la palabra, en esencia, y por poco, la dejas desnuda.

Saludos.

Rayuela dijo...

vamos por la revolución entonces!


(ya había dejado aquí un comentario, pero no está!!!!)

besos*

Anónimo dijo...

hermoso..... redondito...exquisito!!!

Saludos de Juana

NÓMADA dijo...

Cada palabra, un mundo.
Cada acento, una interpretación de ese mundo...

Matusalénica de Otro Diluvio dijo...

No creemos en ella porque nos traicionan fácilmente, pero sin lenguaje, ¿que sería de nosotros?

yo me quedo acá,
yo no quiero ir a Babel!

Abrazo Te

Ari

Tuky dijo...

Me quedo con esta revolución
Un placer leerte.

Saludos

Publicar un comentario